Cuando la crítica se convierte en conformidad.


No es la primera vez (y lamentablemente no será la última) en la que me encuentro en un debate sobre los medios de comunicación españoles (hablamos a nivel nacional evidentemente) y el nivel de manipulación que tiene cada uno de ellos a la hora de transmitir la información en lugar de mantener cierta imparcialidad.

Me doy cuenta que la mayor parte de las personas (no he realizado una estadística al respecto, es simplemente una apreciación subjetiva generalizada) se limita a recibir la información de medios afines a su pensamiento demonizando aquellos que ofrecen información que no se encuentra acorde a sus vertientes políticas, religiosas o cualquier otro índice de jucio o razonamiento.

El caso más frecuente me lo encuentro cuando expreso que yo leo La-Gaceta y escucho Intereconomía radio como varios otros medios que difieren en ideas, sobre todo para formar un nivel de pensamiento personal basado en toda la información que percibo. En muchas ocasiones no estoy de acuerdo con lo que éstos “medios independientes” intentan transmitir, como tampoco estoy de acuerdo con otros medios como el Diario Público, Cadena Ser, Cope, Libertad Digital, etc.

Lo que me parece curioso es que las personas identifican el leer diferentes periódicos (o escuchar distintas radios), contrastar la información que ofrecen unos y otros  para crear un discernimiento de reflexión propia como una falta de criterio. Lamentablemente éste tipo de comportamiento lo he visto en la mayoría de las personas con las que me relaciono, independientemente de su afinidad política u orientación religiosa, tienen la tendencia a ignorar aquello que difiere con su línea de pensamiento y a demonizarlo como “manipulación” cuando confían plenamente en los medios que consumen sin catalogarlos como manipuladores de igual manera.

Soy consciente que cada quién barre para su casa, no veremos al Canal 9 de Valencia emitir sobre la Trama Gürtel, ni a Telemadrid hablar sobre supuestas financiaciónes ilícitas del Partido Popular, ni al diario Público hablar mal de los períodos de la república en España, y ésta tendencia es normal, no sólo sucede en España, sucede en muchos países, un ejemplo claro lo podemos ver en Estados Unidos con la tendencia de la Fox, CNN, NBC, y demás cadenas con sus marcadas tendencias ideológicas. Es su forma de vender y es la forma en la que atraen público. Repiten lo que los usuarios quieren escuchar y van retroalimentando ese sistema a base de la repetición continua, por ello hay un marcado bipartidismo predominante, no es casualidad, es pura causalidad.

¿Que os recomiendo? Leed todo lo que podáis y cread vuestra propia opinión, discutirlo con los usuarios de la red, es la mejor forma de llegar a la iluminación de las ideas, siempre con la tolerancia ante todo, no existe la verdad única, pero el conocimiento os hará libres.

Más campo recorre un caballo libre que aquél equino cuyas orejeras tapan su rostro.

Acerca de fabiancouto

Nacido en Montevideo, Desarrollador de software en @brujula_talk & owner de @TrabajoBalear. Adicto a la ironía y al sarcasmo. En busca de sabiduría y felicidad.

Publicado el 18 octubre, 2011 en Politica, Sociedad y etiquetado en , , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: